1361284

Síguenos

 

"Y agravan la alergia a los animales”

alergia4

 

Nos encantan. Vivimos con ellos, les hablamos, les ponemos la comida y la bebida, jugamos con ellos y los tratamos casi como si de un miembro más de la familia se tratase. Son nuestros animales domésticos, entre los que perros y gatos ocupan un puesto preferente. Pero de repente, comienzan los estornudos, la tos seca. El moqueo. Los ojos llorosos. Y, en casos más graves, las dificultades respiratorias. El médico de cabecera al que vamos a ver pensando que hemos cogido un gripazo decide remitirnos al alergólogo y, después de una radiografía, un examen exhaustivo y puede que hasta una espirometría, llega el diagnóstico: alergia a nuestro compañero de fatigas. ¿Qué podemos hacer? El médico nos hablará de tratamientos con antihistamínicos, corticoides, inyecciones, de ventilar las habitaciones o que un miembro de la familia que no sufra nuestra alergia lo cepille a diario. En el peor de los casos nos recomendará deshacernos del animal. Porque no hay cura. La tristeza nos inunda. ¡Con lo fácil que hubiera sido tener un pez! Los alérgenos están en sus glándulas sebáceas y salivares, en sus excrementos... y así el mal se produce como consecuencia de la inhalación o el contacto con la caspa, pelo, orina o saliva del animal. Eso sí, contrariamente a lo que se suele pensar, el pelo no suele ser la causa. Sí las partículas de caspa. Unas pequeñas partículas, no en pocas ocasiones proteínas lipocalinas que tienen una función hormonal, que flotan en el aire durante largos periodos de tiempo y que, al ser inhaladas, ocasionan los síntomas. De ahí que una persona alérgica note la presencia del animal en una vivienda aun cuando éste no esté presente. Para ver, desde el punto de vista veterinario qué se puede hacer en estos casos, hemos hablado con la veterinaria Elvira María Guerreiro Días, quien ejerce su profesión en la Clínica Gaia de Las Rozas. 

Por Almudena NEGRO

Entrevista a Elvira María Guerreiro, Veterinaria en clínica Gaia Las Rozas

-Buenos días, Elvira. Dos cuestiones para abrir fuego: ¿Qué produce la alergia a los animales? ¿Es una leyenda urbana que el responsable de las alergias a perros o gatos es el pelo?
-Realmente quien produce la reacción alérgica es la sustancia que producen las glándulas sebáceas y no el pelo. Al descamar, la caspita que queda lleva parte del producto, que suele ser una proteína y que provocará los síntomas. En el gato se suele dar alergia a siete tipos diferentes de proteínas y en el perro a cinco.

-¿La alergia a los animales puede ser debida a otras causas que no sean el propio animal, como factores psicoemocionales? He leído que las emociones pueden influir en la aparición de la alergia...
-Hoy en día hay muchas ramas de la medicina. Y casi todas las medicinas holísticas, es decir, las que se ocupan de la persona en su conjunto, sí sostienen que el sistema inmune está muy relacionado con factores psicoemocionales y factores que no solo se limitan al síntoma bioquímico. Un disgusto, por ejemplo, provocaría síntomas mucho más agudos que los de una persona que sufre la misma alergia pero cuyo sistema inmune no se ha visto afectado por una emoción. La alergia es una sobrerreacción del sistema inmune, que se pone a trabajar más de lo debido (no menos). Reacciona de forma exagerada, digámoslo así. Eso es una alergia. Sí, sí puede haber otro tipo de factores que no sean del propio animal. En medicina no sabemos todo.



-¿La alergia a los animales es un problema frecuente en los hogares españoles?
-Sí, y cada vez es más frecuente. Como lo es tener alergia a muchas cosas. Cada vez hay más personas intolerantes a alimentos, por ejemplo. El motivo se desconoce. Quizá tengamos el sistema inmune, que es el que nos protege, “no sano”. Puede ser por hábitos, alimentación, contaminación o exceso de higiene. Cuando te expones a bacterias y alérgenos de continuo tu sistema inmune está más preparado. Si estamos en un ambiente estéril y de repente salimos al mundo, pues es lo que pasa. Piensa en los niños, que cuando empiezan en la guardería se lo cogen todo.

-¿Quiere decir esto que se pueden prevenir las alergias?
-No, no. Eso no quiere decir que las alergias se puedan prevenir. Las alergias son individuales y no se sabe cuándo aparecerán. Eso sí, los niños que se crían con animales, eso está demostrado, suelen enfermar menos.

-¿Cuál es el impacto de la enfermedad alérgica a animales sobre la calidad de vida de los pacientes?
-Depende del caso. Cada uno tiene un tipo de alergia. Puede ser cutánea, asmática... y según la gravedad el impacto sobre la salud puede ser mayor o menor. El problema que tenemos con los animales de compañía es que también tenemos un impacto emocional. Y es que lo primero que te dice el médico en no pocas ocasiones es que evites la convivencia con tu mascota.

-¿Hay que deshacerse de tu mascota si resulta que le tienes alergia?

-Según el caso. En casos graves, sobre todo en bebés, hay que valorarlo. Yo como veterinaria creo que primero se deberían de probar el tratamiento médico y el tratamiento higiénico y ver cómo va. Aspirar a diario, quitar el polvo, filtros HEPA... Si peligra la salud hay que poner medios, pero como primera opción, hay que intentar los tratamientos

-¿Se puede ser alérgico a los animales aunque no se tengan en la vivienda?
-Sí. El sistema inmune va a reaccionar a lo que tenga alergia.

-¿Se puede tener alergia a unas razas de animal y no a otras? En numerosas páginas web dicen que perros de determinada raza y tipo de pelo o gatos sin pelo no producen alergia...
-Es que realmente no es el pelo el causante de la alergia. Pero son las glándulas sebáceas, pues no es así. Sí es cierto que cuanto menos pelo, menos descamación. Es posible tener una reacción alérgica al contacto con un gato sin pelo, por ejemplo, aunque no desescame. Hay razas caninas, como los bichones, que desescaman menos. Pero si eres alérgico y lo sabes, mi recomendación es que no tengas perro ni gato.

-Las perras causan menos alergias que los perros?
-Tampoco es cierto que ellas causen menos alergias que ellos. Si eres alérgico a una proteína relacionada con las hormonas sí es verdad que la castración puede atenuar los síntomas. Pero la alergia puede serlo a otros factores.

-¿Se puede ser alérgico a un animal y no tener síntomas alérgicos al exponerse a ese animal?
-Se podría. Porque la manifestación de los síntomas también depende de la concentración. Puede darse el caso de que tengas un perro o gato y no tengas síntomas y cuando introduces una nueva mascota aparezcan, dado que hay mayor concentración del alergeno. Es como la alergia a las gramíneas. Cuando empiezan a florecer igual no tienes tanta alergia, pero cuando están en pleno florecimiento y está todo el polen te pones fatal por la concentración. También depende si llueve o no, si el animal sale o no... son tantas cosas

-¿Es posible dejar de ser alérgico a un animal con el paso del tiempo?
-Es posible. Puede ser que por exposición al alérgeno el cuerpo se acostumbre. De hecho, las vacunas son el alergeno inyectado en dosis crecientes para irse habituando a la exposición. Pero esas personas, que dejaron de tener síntomas, si por ejemplo hacen un viaje o están un tiempo sin mascota, al volver a tener contacto su sistema inmune recuerda la alergia y pueden volver a tener síntomas.

-También muchos perros y gatos que desarrollan alergias. ¿Afectan los piensos industriales? ¿Habría que volver a la alimentación casera?
-Pueden incluso tener alergias al hombre. Bajo mi punto de vista personal creo que sí, que habría que volver a la alimentación casera. De hecho, las dietas naturales están emergiendo de nuevo. La dieta BARF se basa en la alimentación natural en la que incluso usan alimentos crudos.

-¿Cómo detectar una posible alergia en nuestras mascotas?
-Generalmente suelen tener alergias cutáneas, no tanto asmáticasm como sucede con las personas. Empiezan a desescamar, tener otitis o conjuntivis continuas... Y el tratamiento es el mismo que con la persona: retirar el alérgeno (por ejemplo si es una alergia alimentaria ), vacunas de desensibilización, antihistamínicos, corticoides. Exactamente igual que las personas.

Pin It
 

Síguenos