1829754

Síguenos

Kloe ya tiene un “hermanito”

KloeHermanito

Kloe, la pastor alemán que desde 2015 es la agente número 29 de la Policía Local de Villalbilla, Madrid, y la estrella de los agentes del municipio, tiene desde hace un mes un “hermanito” que aprende a marchas forzadas para llegar a patrullar juntos en un par de años. Este cachorro de springer spaniel, que se está socializando y cumplirá cuatro meses el 4 de agosto, no se despega ni un minuto de Kloe para aprender todo de una perra que junto a su guía Gabriel Saceda ha dado grandes éxitos a un ayuntamiento con menos de 13.000 habitantes. 

Por Óscar REKALDE

 

Síguenos

El cachorro aún no tiene nombre, lo elegirán con la participación de los vecinos, pero ya es un agente canino más. Es propiedad del policía Gabriel Saceda, que cede su uso al municipio, en un proceso similar al que se desarrolló con Kloe hace seis años cuando se formó la unidad canina en la Policía Local de Villalbilla.

El pequeñajo springer spaniel  está en fase de socialización. “Durante el primer año lo vamos a socializar lo máximo posible, moverlo por todos los escenarios posibles, lo llevamos ya al trabajo para que se acostumbre. Luego a partir del año, empezaremos a asociarle la sustancia, la idea es tener los dos y que trabajen juntos” indica Saceda a LADRIDOS.

Kloe cumplirá siete años en noviembre y su jubilación aún está lejos, ya que está en su mejor momento y a pleno rendimiento. La aparición del “hermanito” es sobre todo para dar continuidad a un proyecto de Unidad Canina puntero en la Comunidad de Madrid.

“Lo que no quería es que Kloe se jubilase dentro de unos años y estuviéramos parados un año para socializar a un nuevo perro y otro año y medio hasta que se formase. Desde que llega un cachorro no está listo hasta los dos años y medio para trabajar. Ahora lo que queremos hacer es que cuando Kloe, que ahora va a cumplir siete años, empiece a bajar y nos pida una jubilación ya haya otro perro que la pueda sustituir. Hasta que llegue ese momento, los dos trabajarán de forma conjunta”, describe el guía canino.

Por el momento, el cachorrito, que ha congeniado de forma perfecta con Kloe, va al trabajo con su guía “y ya vamos haciendo algunos cobros, lo paseamos por escaleras que son voladizas, en lugares con niños, con diferentes ruidos…”.

La pastor alemán es una de las perras más conocidas entre las unidades caninas de las policías locales de nuestro país. Experta en localizar sustancias estupefacientes y marcarlas con su nariz, es la agente número 29 de la Policía Local de Villalbilla (Madrid). Parques o calles y controles, tanto en su municipio como en otros cercanos, son a diario los escenarios de la jornada laboral de esta pastor alemán de casi siete años y la de Gabriel Saceda, su guía desde 2015.

Proyecto escolar paralizado

Antes del confinamiento colegios e institutos eran también su objetivo. La agente canina también fue al “cole” e inició un proyecto en el mundo educativo que se quedó truncado cuando se decretó el estado de alarma. Partiendo de los contenidos educativos, “Hicimos un proyecto escolar que se quedó un poco a medias. Iba dirigido a Infantil, 3-4º de la ESO y a Bachillerato donde no dio tiempo. La actividad gustó bastante entre profesores y padres. Hicimos un proyecto orientado a la LOE, a los contenidos de los estudios. En Infantil fue dirigido a la tenencia responsable de los animales, en 3º y 4º de la ESO dábamos charlas sobre las drogas, dentro del aula algo sencillito, para que vieran como trabajaba la perra, sobre todo que se les puede pillar, por lo menos que lo duden algo más antes de consumir. Y en Bachillerato la idea era hacer algo con Proyecto Hombre, pero se quedó paralizado”, relata Gabriel.

Cuando llegó el confinamiento Kloe fue “enviada” a un ERTE, ya que los pocos agentes policiales tuvieron que ser asignados a otros servicios. Tras sus “vacaciones”, comenzó de nuevo su trabajo, y se encontró con su “hermanito” que llegó a su casa hace un par de meses. Los dos perros viven con Gabriel, y van con él donde él vaya. “Viven en casa los dos, se vienen conmigo los dos, ahora nos vamos de vacaciones y se vienen conmigo como dos miembros más de la familia”.

Olisquear y marcar la presencia de sustancias estupefacientes es el día a día de Kloe, la pastor alemán que cumplirá el 5 de noviembre siete años y forma parte de la unidad canina de Villalbilla. Este municipio madrileño, que no llega a los 13.000 habitantes, encomendó en 2015 a su Policía Local la búsqueda de un perro que pudiera trabajar en la prevención del consumo de estupefacientes en parques y centros educativos. Y llegó Kloe, como la  miembro número 29 del cuerpo local de Villalbilla.

 

Algete

El nuevo cachorro de Villalbilla proviene de un criadero de Algete

Cantabria

Cuando a la Policía Local le encomendaron la creación de la unidad canina en 2015, Gabriel viajó a un criadero de Cantabria y encontró a Kloe

Continuidad

Ahora ha llegado el momento de dar continuidad al trabajo con un nuevo compañero, el cual se formará para detección de sustancias estupefacientes

40 minutos

En verano los turnos de trabajo son de 40 minutos porque con el calor los perros se saturan más y pierden el olfato

 

Trufa antidroga

Pin It