Tu revista canina

cabeceraLinea500

 

 

 

 

 

Síguenos

2583503

women2 

El perro, el mejor amigo de la mujer (no del hombre)

Los canes fueron domesticados gracias a su relación con las féminas, que además fueron las responsables de sus “primeros adiestramientos”

Los primeros perros que se acercaron a los humanos lo hicieron a las mujeres, con las que establecieron un vínculo tan especial que las sociedades los consideraban más útiles y su carácter se hacía más dócil.

Por Óscar REKALDE

 

Síguenos

Desde hace miles de años los perros son compañeros inseparables del género humano. Su domesticación es motivo de numerosos estudios y todavía a día de hoy no está clara. Lo que sí sabemos es que proviene de un grupo de lobos y que hoy han establecido una relación de fidelidad y lealtad que les hace ser miembros de pleno derecho de miles, millones de familias en todo el mundo. 

La mascota preferida es el perro, y su población se ha disparado por encima de los 900 millones. Es tan popular que algunas sociedades cuentan con más perros que niños. De hecho, se calcula que en España ya hay más perros que menores de 15 años, y las casas y ciudades del futuro se comienzan a proyectar pensando en un modelo de familia donde el perro ocupa un lugar privilegiado.

Más de un 40% de la generación de los millennials, formada por todos aquellos jóvenes que llegaron a su vida adulta con el cambio de siglo, busca que su futura casa sea un lugar confortable para su perro, o para el que pueda llegar a tener.

Según reciente investigación, perros y humanos van juntos desde la Edad del Hielo. Un estudio del ADN del perro antiguo rastrea la diversidad canina hasta esta época donde ya había cinco tipos de cánidos diferentes. La investigación, dirigida por científicos del Instituto Francis Crick de la Universidad de Oxford, la Universidad de Viena y arqueólogos de más de 10 países, entre ellos España, proporciona evidencia de que ya había diferentes tipos de perros durante la Edad del Hielo, antes de que cualquier otro animal fuese domesticado. Comprender su historia revela datos sobre la evolución humana.

Hace más de 14.000 años, los humanos encontraron en el perro una innovación tecnológica crucial para asentarse en el terreno y abandonar el nomadismo. Aquel animal, capaz de apresar pequeñas piezas de caza como de proteger frente a amenazas externas, inició así un largo proceso de domesticación que le llevaría a acompañar a todas las civilizaciones y culturas y convertirse en el “mejor amigo del hombre”.

Pero no, esto no es así. Para llegar a este complejo proceso de domesticación y que se desarrollase en plenitud un fuerte vínculo entre humano y perro, el protagonista no fue para nada el hombre. Todo el mérito se debe a la mujer.

Un estudio que acaba de publicarse en la revista Journal of Ethnobiology realizado por investigadores de la Universidad Estatal de Washington, ha descubierto que lejos de la creencia general de que el proceso de domesticación se había producido “de mutuo acuerdo” entre hombres al sacar ambos provecho de esta unión, en realidad los perros accedieron a unirse a los humanos gracias al vínculo que desarrollaron con las mujeres de las primeras tribus.

“Las mujeres mostraron un efecto significativamente más fuerte que los hombres sobre el proceso de la utilidad de los humanos para los perros, y la personalidad. Estos datos sugieren que la coevolución perro-humano estuvo limitada por factores ecológicos, mejorada por la caza cooperativa y la defensa de los recursos, pero desproporcionadamente influenciada por las relaciones de los perros con las mujeres”, matizan.

Según indica, Jaime Chambers, autor principal del estudio, los perros eran aceptados en las unidades familiares como un miembro más solo cuando las mujeres establecían un vínculo con ellos. “Fueron considerados como un tipo de persona cuando tenían una relación especial con las mujeres. Solo así era probable que se los incluyera en la vida familiar, se los tratara como sujetos de afecto y, en general, la gente los apreciaba más”, matiza.

Y no solo evolucionó la relación del perro con los humanos gracias a la mujer. También las féminas eran capaces de moldear su carácter y conseguir perros más dóciles. “Cuando las mujeres estaban más involucradas con los perros, la comunidad los consideraba más útiles, tenían más relevancia dentro del grupo y el carácter del perro era mucho más dócil”.

Desde1870

Y así hasta nuestros días, donde el perro ha pasado a ser el mejor amigo de la mujer y poner en duda la famosa frase que todos hemos oído alguna vez “el perro es el mejor amigo del hombre”, que aunque parece que se trate de una idea que acompaña a humanos y perros desde que empezamos a vivir juntos, lo cierto que es la frase se pronunció por primera vez el 23 de septiembre de 1870 en un juicio en Estados Unidos, por el abogado George Graham Vest.

El perro de Charles Burden, un galgo llamado “Old Drum” fue asesinado por su vecino Leónidas Hornsby a sangre fría. En un primer momento el vecino dijo que fue en defensa propia, pero Burden descubrió que no y lo denunció. Durante el juicio el abogado George Graham Vest pronunció un discurso que dejó a todo el mundo emocionado. Burden ganó el juicio y Hornsby pagó una multa de 550 dólares.

En su discurso ante el tribunal, Graham Vest dijo “El único, absoluto y mejor amigo que tiene el hombre en este mundo egoísta, el único que no lo va a traicionar o negar, es su perro.”

A pesar de haber ganado entonces el juicio, ahora se ha demostrado que estaba equivocado: el mejor amigo del perro es la mujer.

 

Perros y humanos van juntos desde la Edad del Hielo

Una aplicación distingue los excrementos caninos de los humanos de miles de años

Hace 6.000 años los humanos ya enterraban a los perros junto a ellos

Pin It